entrenamiento funcional

Todo el entrenamiento  se diseña para alcanzar un objetivo. El entrenamiento funcional adopta la multi-faceta (diversidad de ejercicios) y un acercamiento integrado para mejorar la fuerza y el acondicionamiento total de aquellos que lo practican.

 

Por definición el entrenamiento funcional es entrenar con un objetivo concreto.

Se trata de un entrenamiento orientado a conseguir resultados positivos en una actividad o un deporte. Para ello todo el entrenamiento se diseña atendiendo a las características concretas de cada persona y a los objetivos fijados.

El entrenamiento funcional se desarrolla con las siguientes premisas básicas:

  1. Simular una actividad de la vida cotidiana.
  2. Movilizar simultáneamente varios sistemas musculares.
  3. Trabajar todas las capacidades motrices: equilibrio, coordinación, flexibilidad, agilidad, fuerza, potencia, resistencia, etc.

Es un método que integra todos los aspectos del movimiento humano.

 

VENTAJAS DEL ENTRENAMIENTO FUNCIONAL

  • Efectividad respecto a los objetivos pretendidos
  • Eficiencia con un mayor aprovechamiento del tiempo invertido en el entrenamiento.
  • Seguridad. Eficaz en procesos de rehabilitación y de prevención de lesiones
  • Mejora el tono y la fuerza del músculo
  • Mejora los factores neuronales y de coordinación
  • Predomina la utilización de ejercicios multi-articulares

 

Consúltanos sin compromiso